16
abr

China: Negociación e Inversión Extranjera

Escrito el 16 abril 2012 por Pilar Galeote en Cultura

La crisis económica y financiera que Europa y Occidente, en general, viven estos últimos
años, ha provocado que el inversor decida explorar nuevos mercados como el chino. La
pregunta que resulta fundamental responder es si el inversor occidental, que desea
estudiar y entrar en el mercado chino, lo puede hacer de la misma manera que a otro tipo
de mercado y si tiene ese mercado algo especial, que hace que debamos acercarnos a él
con otra visión.
El objetivo de este manual es desgranar las variables que el inversor occidental, que trata
de hacer negocios en la República Popular China, (en adelante “RPC”), debe tener en
cuenta. Una vez diagnosticadas tratamos de ofrecer al inversor occidental las
herramientas fundamentales para poder acercarse a ese mercado, elegir la forma de
entrada apropiada y superar las dificultades que puedan amenazarle.
Ahora bien, el resultado no pasa por ofrecer una serie de tips o “trucos” para negociar la
entrada en el referido mercado. Se trata de conseguir aportar “luz” desde el punto de vista
de la metodología y el ordenamiento jurídico. Es algo mucho más complejo que parte de
la historia del pensamiento chino y su influencia en la cultura y, cómo no, en la manera de
hacer negocios. Si en Occidente tenemos una metodología para afrontar las alianzas y
negociaciones con potenciales socios, qué podemos decir en la RPC. Se trata de
descubrir si podemos aplicar el mismo modelo o no. Por lo tanto huimos de los “atajos”,
trucos y conclusiones sencillas fruto de un no estudio de esa cultura.
Para conseguir lo anterior, el libro sigue la siguiente estructura. La primera parte de este
estudio, el primer capítulo, arranca de la importancia del conflicto en la sociedad china y
las diferentes maneras de aproximarse a él que tienen sus ciudadanos. Para ello es
fundamental partir de las escuelas de pensamiento que más han influido en la cultura
china: el confucionismo, el taoísmo y el budismo, en contraposición, al legalismo posterior.
La conclusión en este punto es clara: la importancia que en la sociedad china actual tiene
la negociación y la mediación como mecanismos de resolución alternativa de conflictos..
En el segundo capítulo del libro nos detenemos en la importancia de aproximarse
adecuadamente a una negociación con chinos. Teniendo en cuenta lo anterior, algo debe
diferenciarse de la manera de negociar occidental. Y, más aún, tratamos de responder a la
gran pregunta en materia de negociación: si es posible o no negociar sobre intereses -
metodología típica y actual en Occidente- en la RPC.
A lo largo de esta primera parte, tratamos de sacar conclusiones que permiten al potencial
inversor extranjero disponer ya de herramientas para acercarse a este país. Ahora es
necesario conocer el escenario: ese mercado. A eso dedicamos la segunda parte del libro.
En concreto a conocer el mercado chino, sus características, en el tercer capítulo. La
economía comunista china está dando paso desde hace unos años a una gran economía
de mercado, lo que ya ha ocurrido en otros países y con experiencias no del todo
satisfactorias. Tratando de no caer en esos errores y realizar la transición de la manera
más adecuada, el gobierno chino, fiel a la tradición confuciana, ha llevado a cabo medidas
pausadas y lentas que le permitan enmendar los errores que vayan produciéndose.
Todo lo anterior tiene muchas consecuencias. Una de ellas es que prácticamente la
totalidad de los proyectos de inversión extranjera en la RPC deben negociarse de forma
individual con el poder público y los organismos privados, en su caso, necesarios. Por
eso, cada proyecto de inversión es una negociación en la RPC diferente en función de los
agentes afectados.
Es en este punto cuando, desde el derecho chino, analizamos las diferentes formas que
permite ese ordenamiento para que un inversor extranjero canalice allí su inversión. En el
capítulo cuarto, se exponen las diferentes maneras y nos decantamos, a efectos de este
estudio y, por su complejidad y aplicabilidad, por las joint ventures. Fórmulas en las que el
inversor extranjero se alía con un socio local y deciden explotar juntos su negocio. El
lector que se aproxime a este libro puede preguntarse por la razón de haber elegido las
joint ventures cuando existen otros vehículos de canalización de la inversión. Las razones
no son otras que: la gran cantidad de ellas existentes, la complejidad de la figura y el ser
un vehículo omnicomprensivo que, si se conoce, permite manejar los diferentes
existentes.
Sin duda alguna este es uno de los “caballos de batalla” para el occidental que se acerca
allí. Para poder cerrar y gestionar adecuadamente una joint venture en la RPC es
necesario y clave el acercamiento al socio, la forma de negociar con él y aquí es donde
adquiere toda su razón de ser nuestro estudio. Si además tenemos en cuenta la
importancia de negociar con organismos públicos y privados en la RPC, todavía resulta
más importante este conocimiento.
Por eso, es en la parte tercera de nuestro estudio cuando detallamos los pasos
necesarios a seguir para constituir una joint venture en la RPC, en el quinto capítulo.
Pasos marcados por el derecho chino pero también por la capacidad y conocimiento de la
metodología de negociación china. Se trata de un iter en el que convergen la práctica
negocial y el derecho, de ahí que en este estudio hayamos partido de la metodología de
negociación, hayamos estudiado las implicaciones propias de la idiosincrasia china,
hayamos analizado la JV como forma de canalización de la inversión extranjera en ese
país y se trate ahora de “mezclar” ambas dimensiones en el proceso.
Finalmente, en el capítulo sexto, alertamos al inversor de las posibles consecuencias que
puede traer una mala trasferencia de tecnología realizada. Uno de los puntos de fricción
en la actual RPC, tras su entrada en la Organización Mundial del Comercio, (en adelante,
“OMC”), es el cumplimiento de sus compromisos en materia de derechos de la propiedad
intelectual e industrial. Para evitar prácticas perjudiciales para el socio extranjero y la joint
venture creada, realizamos unas aportaciones en esta materia, en términos de cautelas a
seguir.
Descubrimos que en el siglo XXI, invertir en la RPC con capital extranjero requiere
conocer sus urdimbres jurídicas, políticas y económicas. Eso solo es condición necesaria
pero no suficiente. La suficiencia solo se adquiere si se sabe acercarse, aproximarse a las
instituciones gubernamentales, a posibles socios, clientes y proveedores; en definitiva, es
imprescindible saber negociar con ellos y allí. Esa es la razón de ser y la importancia este
manual.

Comentarios

Kim Rocksberry 30 abril 2012 - 09:19

Creo que el papel de China en la economía europea será principalmente como productor y proveedor, no es un cliente y que los europeos van a comprar la producción de China, y no lo contrario!

Diego Mtnez. Colino 4 mayo 2012 - 10:53

Muchas felicidades por el libro Pilar.

Laura Prieto 18 agosto 2012 - 19:33

La forma de pensar de lo chinos parece oscura, pero en realidad es muy práctica.
Para muestra un botón:
http://www.elartedelaestrategia.com/36_estrategias_chinas-1.html

Saludos

MARCOS MANTILLA 29 octubre 2012 - 16:43

la invercion es el progreso de los paises pobres por lo que en Peru en madre de dios se ha encontrado mucho oro en el suelo y subsuelo y tambien en algunas zonas petroleo y por la ceja de esta selva uranio por lo que esta region reclama y necesita una invercion macroeconomica de parte de los paises ricos ya que la pobreza de esta region es preocupante y llenos de impotencia de no poder extrtaer las riquezas de petroleo oro y uranio por la baja economia y falta de tecnologia para esta invercion beneficamente lucrativa y de gran importancia ya sea para este pais peru o invecionista es necesaria y humanitaria .

portatiles baratos 6 mayo 2013 - 13:54

la verdad es que estaria interesado en saber como poder crear una empresa alli para distribuir.
http://www.comprarportatilbarato.com

Daniel 6 agosto 2013 - 10:23

Somos una empresa, a nivel nacional, abrir el mercado a la importación de productos de china, puede ser una salida para buscar la competitividad en nuestro país, me parece perfecto que alguien haga un “manual” de como hacerlo, ya que vivimos muchos en el desconocimiento.
Firmado: http://www.bazarloco.com

Dejar un Comentario

*